• Jóvenes de María Elena pertenecientes a la primera generación del programa Eleva y quienes cumplirán un año trabajando en la operación de Antofagasta Minerals, reciben certificación a través del Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales, ChileValora.
  • El programa que busca generar mejores oportunidades de formación y empleabilidad, promoviendo trayectorias formativas más eficientes para los jóvenes, es una iniciativa inédita en la industria minera y se realiza por primera vez en Minera Antucoya como piloto de prácticas laborales.

 Luego de un largo e intenso trabajo de aprendizaje, práctica y contratación, la primera generación del Programa Eleva en Minera Antucoya cerró el ciclo de su acreditación al certificar sus competencias como “mantenedores mecánicos base de equipos móviles”, a través del Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales, ChileValora.

El hito ocurrió en una ceremonia realizada en Antofagasta, en el marco del primer proceso de vinculación formativo laboral de la red Eleva y que de forma pionera en el país sumó a los 9 jóvenes de Minera Antucoya y otras 7 personas de Finning Chile.

El gerente general de Minera Antucoya, Leonardo González, dijo estar muy orgulloso de ser la primera minera de Chile que realiza un programa piloto de prácticas laborales del programa Eleva. “La certificación de estos jóvenes, especialmente los trabajadores de Antucoya, son un ejemplo de lo que se puede lograr cuando conectamos nuestras necesidades con las de las comunidades y trabajamos colaborativamente con otras instituciones. Todo esto para enfrentar los desafíos que tenemos como industria y a la vez contribuir al desarrollo sustentable y de largo plazo de las localidades en las que estamos insertos”, explicó.

De los 16 profesionales que recibieron la certificación de ChileValora, 9 son egresados del Liceo Técnico Profesional Científico Humanista de María Elena, y fueron los primeros en participar en el piloto de prácticas laborales que se llevó a cabo en el año 2018.

Giovanni Díaz, participante de la primera generación del programa Eleva y trabajador de Minera Antucoya, destacó la importancia de la iniciativa para crear profesionales competentes e idóneos para sortear los desafíos de la minería del futuro. “El programa desde el inicio fue una experiencia excelente, adquirí muchos conocimientos que hoy me han ayudado para convertirme en un profesional integral. De la mano de Minera Antucoya y junto a mis compañeros nos hemos convertido en un gran equipo, durante el tiempo que llevamos en faena hemos fortalecido y potenciado nuestras competencias”, declaró.

La iniciativa contempló un entrenamiento previo de 300 horas en OTEC que son parte de la red Eleva, y que cuentan con Sello de Calidad CCM (Consejo de Competencias Mineras), proceso que culminó con la realización de una pasantía en el área de mantenimiento de las compañías.

Eleva es una iniciativa de colaboración público-privada, que busca contribuir a impulsar la minería del futuro, elevando las capacidades y oportunidades de las personas, promoviendo una formación técnico profesional pertinente y de calidad en todos sus niveles.